Los problemas de podredumbre en Francia alteran la cosecha

Los problemas de podredumbre en Francia alteran la cosecha

Francia redujo sus perspectivas para la producción vitivinícola luego de sufrir botriris por la humedad causando pérdidas significativas en los viñedos de Bordeaux y Burgundy. Esto se suma a los problemas que ya tenían por una floración pobre y un verano con tormentas de granizo.

 


El volumen de la cosecha 2013 podría aumentar un 2,2%, a 42,3 millones de hectolitros de 41,4 millones de hectolitros que se registraron en el año 2012, según anunció ayer el Ministerio de Agricultura. El pronóstico de cosecha se redujo por 1,74 millones de hectolitros, lo que equivale a 231 millones de botellas.

Los riesgos de podredumbre por botritis apuró a los productores en Burgundy, Bordeaux y el sudoeste de Francia a adelantar la cosecha, incluso en algunos casos la uva no había completado su proceso de maduración.

Además, según informaron del ministerio, este problema hizo que en algunos lugares como Alsace, the Loire Valley y Charentes se hiciera una mayor selección, reduciendo los volúmenes.

“La Botritis que se desarrolló en octubre en las regiones del oeste, el sudoeste de Burgundy, Beaujolais y Alsace, fue consecuencia de las constantes precipitaciones”, dijeron desde el ministerio.

La podredumbre al momento de la cosecha de la uva se sumó a una primavera fría y húmeda que complicó la floración, y a los daños ocasionados por granizo en Burgundy y en Bordeaux.

Uva Chardonnay

Las regiones de Burgundy y Beaujolais sufrieron las “mayores pérdidas” de la uva blanca Chardonnay durante la cosecha, revelaron desde el ministerio. Ambas regiones sufrieron una merma del 10%, de 2.19 millones de hectolitros previstos un mes atrás a 2 millones de hectolitros.

El volumen en la región de Bordeaux, el mayor productor de Francia de los vinos de origen, puede caer un 23%, llegando a 4,18 millones de hectolitros, partiendo de 4,43 millones de hectolitros que se estimaron el mes anterior.

El granizo que azotó a la región de Bordeaux a comienzos de agosto causó grandes daños en los viñedos de la zona de the Libournais, que incluye Pomerol y Saint-Emilion, al igual que el territorio de Entre-Deux-Mers. Las mermas se traducen en alrededor 78 millones de botellas.

En Charentes, la cuna del cognac, “las malas condiciones climáticas” ocasionaron un fuerte desarrollo de botritis, incluso en variedades que no suelen ser afectadas por esta enfermedad tales como ugni blanc, según el informe. Las marcas de cognac, propiedad de productores franceses incluye Remy Martin de Remy Cointreau SA.

La producción de Alsace 

Respecto al volumen de la región de Charentes se estima que alcanzará los 7,6 millones de hectolitros, en comparación con pronósticos previos que preveían un aumento del 15%. En Alsace, la producción se espera que caiga un 16%, contabilizando 975.000 hectolitros, de 1,04 millones de hectolitros que se calculaban en el informe de Octubre.

En la zona de Champagne, la producción aún se estima que aumente un 43% respecto al 2012, año en que las uvas utilizadas para la bebida que lleva el nombre de esta región fueron afectadas por heladas, mildiu y oídio. El volumen para esta región se espera que ascienda a 2,82 millones de hectolitros.

LVMH Moet Hennessy Louis Vuitton SA, con base en Paris, es el productor de champagne más importante del mundo, con marcas como Moet & Chandon y Dom Perignon. Vranken-Pommery Monopole SA ocupa el Segundo lugar, escoltado por Pernod-Ricard SA y Laurent-Perrier.

En la región de Languedoc-Roussillon, la región vitivinícola más grande de Francia en términos de volumen, las perspectivas son mayores, con una producción en alza de 13% llegando a un total de 13,5 millones de hectolitros, de 13,2 millones de hectolitros pronosticados en octubre.

 Fuente: http://www.bloomberg.com/news/2013-11-07/france-cuts-wine-outlook-fourth-time-as-bordeaux-burgundy-rot.html